domingo, 31 de julio de 2011

Sobre la prensa burguesa y sus consecuencias.





















Un nuevo capítulo de terrorismo medial se abre en la región, como no se veía desde los peores tiempos de la dictadura. Esto que pareciera una afirmación exagerada no hace más que describir un estilo periodístico destinado a asustar a la comunidad (estudiantil), manchándola públicamente con fuertes y violentas acusaciones que provocan desmovilización y pérdida de iniciativa porque obliga a los afectados a preocuparse de defenderse y desmentir la nueva caricatura medial que se hace de ellos.

Así, en el desarrollo de una inocente actividad cultural programada para apoyar el movimient
o estudiantil y a los jóvenes que se encuentran en toma, una profesora infiltrada entre el grupo llamó la atención de la directora del establecimiento sobre un supuesto robo y daños en el liceo. A las pocas horas un despliegue policial procedió a desalojar el establecimiento, deteniendo momentáneamente a los jóvenes bajo acusaciones de robo y destrozos en el recinto.

Los jóvenes fueron posteriormente liberados y procedieron a retomarse el Liceo. Asimismo, convocaron a una rueda de prensa dando a conocer que los microondas supuestamente robadas se encontraban aguardados en otra sala, faltando solamente unos cepillos eléctricos y un Lcd que habián sido enajenados en otra oportunidad. Además señalaron que la pistola que se les encontró en el allanamiento era en realidad un arma de fogueo que mantenían precisamente para portegerse de los ladrones, entre otras.

Finalmente cabe señalar que los jóvenes se encontraban reparando los daños que resultaron de la actividad y además estaban pintando algunas salas y arreglando otros daños que tenía el recinto con anterioridad. Al mismo tiempo que personal de la Municipalidad procedía a clausurar el suministro de agua potable y energía.

Con anterioridad los estudiantes sostuvieron una reunión con el Dirección de Educación Municipal en el que les ofrecieron poner guardias a condición que los estudiantes mantuvieron una toma parcial, por algunas horas, propuesta que fue rechazada.

De todos los hechos, lo que más choqueo a la comunidad estudiantil, a padres, apoderados, profesores y estudiantes movilizados es el tratamiento que le dio uno de los medios de comunicación a la información, tratamiento que trajo recuerdos a los más viejos sobre la prensa de los años 80 en Chile. Así, un tabloide regional consignó la noticia con una impresionante fotografía central mostrando un montón de botellas y bebidas alcohólicas. Para darle más dramatismo a la fotografía se hizo dos recuadros a ambos lados de la fotografía central. En el recuadro izquierdo se destacó algunas películas pornográficas y en el recuadro derecho una pistola con cargador.

El titular, aún más dramático, señalaba: Así “Los Estudiantes” Mantenían Tomado el Liceo Bicentenario, titular que fue reforzado con un espectacular y expresivo color rojo…, en la parte baja de la fotografía, el editor remataba el título en un amarillo fuerte con la expresión ¡¡FUERON DESALOJADOS!!

Hasta aquí el tratamiento resulta bastante alarmante y claramente calificativo hacia los estudiantes, primero porque son puestos entrecomilllas lo cual es poner en duda su calidad de tal o por lo menos su idoneidad, luego porque está confiriendo una opinión directa del editor acerca de las tomas aprovechando un hecho puntual y anecdótico sin siquiera consignar la versión de la contraparte y finalmente habla del Liceo Bicentenario, lo que en este contexto trae entre líneas otro afirmación asolapada que se refiere a un daño sobre algo que es patrimonio.

No contento con ello el editor arma un contexto noticioso alrededor de la nota llena de significados al consignar noticias de hechos sangre, criminales, policiacos, de violencia sexual y violencia social con lo que nuevamente confiere un significado subliminal, intencional para calificar a los estudiantes y caricaturizarlos, manchando así la impresión que pudiera tener los lectores de la movilización estudiantil. Los titulares de contexto fueron “RUTA VUELVE A TEÑIRSE DE SANGRE: UN MUERTO”, “DETIENEN A VECINO POR INTENTO DE ABUSO SEXUAL”, “CAMPAMENTOS DE COPIAPÓ EN PIE DE GUERRA”.
Estas técnicas para conferir significados subliminales a las noticias fueron ampliamente usadas en tiempos de la dictadura y buscaban provocar un rechazo de la ciudadanía, crear un asesinato de imagen de los movimientos sociales y lograr restarles iniciativa al arrinconarlos con acusaciones que los obligan a tratar de explicarse ante la opinión pública en vez de estar denunciando la falta de voluntad gubernamental para otorgar una educación gratuita, de calidad y pública que es en realidad el tema central.

Bajo esta misma lógica el periódico regional continuó con su campaña política del terror y su afán de demonizar a los estudiantes y su movilización con un nuevo titular de portada al día siguiente que rezaba: Ahora fue el turno del Palomar… LA REAL CARA DE LAS TOMAS: SIGUEN LOS SAQUEOS… Cuantiosos daños y robos en Liceo El Palomar que estaba en Toma…

Lo que resulta más curioso es que estas mismas informaciones fueron tratadas de una manera mucho más cautelosa y profesional por parte del otro diario regional. Así este último diario consignaba la noticia de Liceo B5 en un pequeño recuadro de la portada con el titular “INVESTIGAN MILLONARIOS DAÑOS A LICEOS EN TOMA”.

La diferencia de estilos periodísticos son evidentes y queda de manifiesto el resurgimiento de técnicas utilizadas por uno de los diarios que obedecen a prácticas propias de las campañas de desprestigios y del terror usadas en tiempos de dictadura.

Para terminar de agravar estos hechos, en el día de ayer (viernes), el diario aludido simplemente no llevó una respuesta de los estudiantes en la portada de su edición siguiente, bajándole el perfil a la conferencia que habían convocado los estudiantes. Noticia que si considero el otro tabloide, manteniendo un equilibrio con la edición anterior, dando la oportunidad y respondiendo profesionalmente con el derecho de los jóvenes a presentar sus versiones de los hechos con casi la misma publicidad con la que fue consignada la noticia anterior.

Resulta evidente que estas prácticas suelen surgir cuando los intereses o puntos de vistas de los medios se encuentran comprometidos con lado de la ciudadanía y por lo mismo sus informaciones resultan parciales. Lo que no se debiera tolerar es que este compromiso medial con una cara de la medalla se oculte y se pretenda ser “objetivo” cuando claramente esta no existe. Pero lo que se convierte en un hecho lamentable y reprobable desde el punto de vista ético y profesional y peor aún en un claro atentado para la democracia y el equilibrio informativo que esta requiere son las prácticas de técnicas de manipulación medial, abiertas y descaradas de la opinión pública para disponerlas en contra de un sector de la población.

Este es un hecho que sin duda debiera merecer un claro pronunciamiento por parte de las entidades estudiantiles, profesores y de apoderados porque el silencio no sólo favorece que nuestros estudiantes sean maltratados por algunos pasquines sino que además estaríamos permitiendo que se reinstale una forma denigrante de hacer periodismo que en definitiva pertenece más a una formula totalitaria y dictatorial en desmedro de un tratamiento más profesional con la información. La información es un derecho de todos y el libre acceso de ella, como el derecho a informar son elementos fundamentales de la democracia. En este país todavía, que yo sepa, las personas tienen derecho a ser escuchados antes que ser tildados parcialmente.


(Texto e imagenes extraidos por ahi)



_________________________________________________________________


Video de vieja culia increpando a estudiantes.
video

No hay comentarios:

Publicar un comentario